Inicio » Fútbol, Primera División

Sólo ocho equipos tienen algo por qué pelear

8 mayo 2010 227 lecturas Sin Comentarios

En poco más de una semana, o incluso mañana, se podría definir todo el trabajo de un semestre; es más, en algunos casos la labor de todo el año futbolístico. Desde el título del semestre, pasando por el cuarto puesto de la tabla acumulada que da acceso a la Copa Sudamericana, hasta el decimoséptimo lugar que montará a un equipo en el ascensor, dirección hacia abajo, hasta la Segunda División.

Ya la mayoría de equipos en Primera no se juegan nada en este par de semanas. Todos ellos podrían fungir como piedras de tranca para unos y como salvadores para otros, dependiendo del caso. Sólo ocho equipos están inmersos en alguna pelea. Los demás saldrán a la cancha por el honor y la estadística.

Tres combinados luchan por la corona del Clausura y por un cupo en la próxima Libertadores, otro trío batallará por el boleto a la Sudamericana y dos por no descender. Entre ellos sólo hay una consigna para estos dos partidos que le quedan: ganar y ganar. Sólo al Caracas le vale sumar de a tres una sola vez para cumplir, pero al resto no.

Lara con la ventaja

El cuadro de Carlos Eduardo Hernández ha sido dueño del cuarto lugar de la acumulada desde la segunda jornada del Clausura luego de merodear por ese puesto durante gran parte del Apertura. Su regularidad le ha premiado para esta recta final del campeonato donde necesitaría cuatro puntos para asegurar el puesto.

En su calendario quedan dos huesos duros de roer como Real Esppor e Italia, aunque ambos llegarían al campo sin nada que jugar. En casa, los crepusculares no han conocido la derrota en el último semestre, si vuelven a lograr los tres puntos ante el Esppor mañana, tendrían un pie y medio en la Sudamericana.

Trujillanos tiene un calendario más sencillo ya que visita a Yaracuyanos y recibe a un Estudiantes que no ha ganado en todo el semestre fuera de casa. Para aspirar a algo deberá sacar, por lo menos, cuatro puntos, ya que tiene peor gol average que los larenses. Una derrota lo sacaría de la carrera.

Por último aparece Zamora, con una aspiración a nivel de milagro. Para volver a ir a Sudamericana debe ganarle a Aragua y El Vigía y ligar que Lara no sume ni un punto.

Título casi colorado

La última semana y media, específicamente, los últimos tres partidos, han servido para que Caracas tomara una amplia ventaja sobre sus rivales por el título del Clausura en esta recta final de campeonato. Eso sí, dicha ventaja todavía es alcanzable por Italia y Táchira, que se encuentran a cinco puntos de los rojos con seis por disputar.

Parece improbable que alguien evite la final entre colorados y aurinegros, aunque el que tiene mejor calendario para hacerlo es el propio equipo fronterizo.

Seguramente estos sumarán los seis puntos que les quedan, pero deberán ligar, y mucho, que Caracas no sume ni uno, y aunque los rivales del cuadro capitalino no se pueden catalogar de cómodos (Zulia y Anzoátegui), por lo menos los puntos necesarios deberían sacar.

El Italia es el que tal vez lo tiene más difícil para dar la vuelta olímpica, porque además de la desventaja con respecto a Caracas, cierra el calendario en Barquisimeto ante un Deportivo Lara que bien pudiese, para entonces, estar batallando todavía por un lugar en la Copa Sudamericana.

Llaneros ya los espera

La lucha por no descender no tiene el brillo de las otras dos batallas, pero sí mantiene la emoción que las luchas en la zona alta.

Carabobo y Centro Ítalo lucharán hasta la última fecha por un puesto en Primera -y todo el dinero que eso significa- para el próximo campeonato. Tras el empate ante Caracas, los de Rafa Santana sacaron un punto que puede valer oro en la carrera.

Los granate entraron por primera vez en la zona roja en la jornada 3 del Apertura y desde entonces no se han podido separar mucho. Centro Ítalo tardó un poquito más, en la novena jornada, pero tampoco ha sabido escaparse del peligro.

El calendario también parece favorecer a los valencianos ya que sólo han perdido una vez en casa este torneo, el domingo ante Mineros podrían dar un gran paso, luego visitarán al irregular Monagas, que vive una crisis de resultados que inició a comienzos de este torneo Clausura.

En la acumulada, los del Misael Delgado han dormido en zona de salvación solo en ocho de las 32 jornadas jugadas hasta ahora, los caraqueños lo han hecho en 26 de esas 32 fechas, sin embargo, tienen complicado terminar la última jornada en zona franca y al final es esa la única que importa. 

Para burlar el descenso, los azules tendrán que sacar un punto más que su rival, lo que los obligaría a sacar, como mínimo, un empate en su visita a Puerto La Cruz o en la última fecha cuando reciban a Táchira. Podrían ser los últimos dos grandes rivales del Centro Ítalo, si no logra zafarse de bajar a Segunda.

Por: Alejandro Álvarez Camino – Daniel Prat Jerez/Líder

Deja tu comentario!

Escribe tu comentario, o un trackback desde tu sitio web. También puedes suscribirte a los comentarios vía RSS.

Lo que comentes aquí es de tu exclusiva responsabilidad. Por favor, mantente dentro del contexto del artículo y no incluyas comentarios xenófobos, racistas o difamatorios. De lo contrario serás inhabilitado para volver a comentar.

Puedes usar las siguientes etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este blog es compatible con Gravatar. Obtén tu avatar reconocido globalmente registrándote en Gravatar.