Inicio » Béisbol, LVBP

Darin Mastroianni, un pelotero de película

29 octubre 2010 925 lecturas Sin Comentarios
Darin Mastroianni es la figura de Águilas.

Darin Mastroianni es la figura de Águilas.

Tiene apellido de estrella, pero no lo es. Corte mohicano, ojos verdes, figura menuda. Quizás en Hollywood hasta le puedan confundir con uno de esos dobles que hacen las escenas de riesgo.

Darin Mastroianni -nada que ver con el primer actor italiano Marcello Mastroianni- ya tiene en el bolsillo a los aficionados de las Águilas del Zulia. Es la estrella del momento, el astro del campeonato, aunque su función no transcurre en la pantalla grande, sino en el terreno de juego.

“Toda mi vida me han echado broma con lo del apellido. En todas partes, pero lo tomo a risas. No queda otra”, suelta el pelotero que se ha convertido en sensación del campeonato.

“Es divertido jugar aquí. Me encanta. Venezuela es un país muy lindo y los aficionados son increíbles, sobre todo allá, en la ciudad de Maracaibo. Es una locura”, contesta el toletero estadounidense, en un pausado idioma español.

“Es que cuando estuve en el escuela secundaria, en Nueva York, lo aprendí y también porque trabajé con instructores y entrenadores que hablan el idioma”, acotó el jardinero de 25 años, que en las Grandes Ligas pertenece a la organización de los Azulejos de Toronto.

Mastroianni brilla con luz propia en el torneo, gracias a su altísimo promedio de bateo y a su velocidad en las bases, en su condición de primer bate del elenco rapaz.

De hecho, tras 13 partidos, es líder del torneo en bateo (.451), hits conectados (23), carreras anotadas (12), bases robadas (5) y triples (2).

“Poco a poco he ido ajustando mi swing y las cosas están saliendo bien en el aspecto individual, sin embargo, lo que importa es el equipo. “Necesitamos ser más consistentes. Claro, todos los días no puedes anotar seis o siete carreras, pero creo que podemos mejorar. La incorporación de Ernesto Mejía y la próxima llegada de Gerardo Parra nos proporcionará esa ayuda”, admitió el guardabosque.

Mastroianni, quien con la filial Doble A de los Azulejos dejó promedio de .301 con el madero, con 25 dobles y 46 remolcadas en 132 partidos, además de 46 estafadas, espera en un futuro cercano formar parte de las Grandes Ligas.

“Ellos piensan que todavía no estoy listo, pero creo que cuando lo consideren oportuno recibiré el chance”.

Como es natural, el tema del calor en una ciudad como Maracaibo, donde hacen vida las Águilas, no pasa inadvertido.

“Vaya que hace calor”, dice sonriendo. “Es muy caliente. Eso puede afectar tu rendimiento, te cansas, te agotas, menos mal que la mayoría de los juegos son en la noche, que es un poco más fresco”, apunta el toletero.

Antes de llegar a Venezuela, Mastroianni -tiene ascendente italiano en su abuelo paterno, pero no conoce el país europeo- ya tenía algunas referencias de la pelota venezolana.

“Me habían dicho que se jugaba a un buen nivel y realmente es así. Mi adaptación, como todo, no ha sido fácil, pero me emociona jugar acá, ver a los aficionados gritando y apoyándote en las tribunas, le dan calor al juego. Es verdaderamente divertido”.

Mastroianni se despide. Más tarde, vapuleó con su bateo a los Tiburones, la noche del miércoles, en el Universitario. Se fue de 5-3, con dos remolcadas. Una vez más fue el primer actor.

Por: José Rubicco Huertas/El Universal

Deja tu comentario!

Escribe tu comentario, o un trackback desde tu sitio web. También puedes suscribirte a los comentarios vía RSS.

Lo que comentes aquí es de tu exclusiva responsabilidad. Por favor, mantente dentro del contexto del artículo y no incluyas comentarios xenófobos, racistas o difamatorios. De lo contrario serás inhabilitado para volver a comentar.

Puedes usar las siguientes etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este blog es compatible con Gravatar. Obtén tu avatar reconocido globalmente registrándote en Gravatar.