Inicio » Béisbol

NOTICIÓN: ¿Hay esperanza para la cirugía Tommy John?

5 junio 2017 178 lecturas Sin Comentarios

Seth Maness se practicó la cirugía Tommy John y estuvo listo antes de lo previsto. Foto: Las Mayores

Cuando el pitcher Seth Maness fue anestesiado en la mesa de operación del doctor George Paletta en San Luis durante agosto pasado, no tenía muy claro qué harían con él.

Maness sabía que el ligamento colateral cubital de su codo derecho necesitaba ser reparado. Pero ni Maness ni Paletta sabía qué tan roto estaba el ligamento, o si Maness podría optar a un procedimiento experimental conocido como “primary repair” (reparación primaria) que puede rebajar a la mitad el tiempo de recuperación de la tradicional cirugía Tommy John, que suele ir de 12 a 18 meses.

“Recuerdo que después pregunté cuál me habían podido hacer y me dijo que la primaria”, dijo Maness. “Estaba esperando eso, un menor tiempo de recuperación para poder volver al terreno”.

Maness, que fue dejado en libertad por los Cardenales en diciembre, tiró ante equipos interesados apenas seis meses después de la operación, firmó con los Reales en febrero y volvió a las Grandes Ligas en apenas nueve meses.

El procedimiento que le ahorró tanto tiempo a Maness utiliza un producto que ya tiene 10 años en el mercado llamado SutureTape. Se trata de una versión de la generalmente circular súper cinta de sutura. Es trenzada, hecha de polietileno de ultra alto peso molecular sumergido previamente en colágeno de bovino, y se parece a un cordón de zapato. Ha sido utilizada de forma extensiva para reparar el ligamento externo del tobillo por el médico escocés Gordon Mackay durante la última década y recientemente también se ha utilizado para restaurar ligamentos en el pulgar, la muñeca, el hombro y la rodilla.

Mackey desarrolló una técnica conocida como “soporte interno”, en la cual la SutureTape es colocada con dos tornillos que se insertan en los huesos al final de cada ligamento o tendón, una especie de armazón para que el ligamento o el tendón pueda sanar. Imagine una planta de tomate (el tejido lesionado) sujetada por una estructura para que no se caiga y crezca bien y hacia arriba (el SutureTape). Debido a que el SutureTape es poroso, el ligamento o tendón dañado crece a través del entramado del SutureTape, recibiendo así el soporte adecuado.

Antes del uso del SutureTape, las cirugías para reparar el ligamento colateral cubital en la que se cocía o se suturaba nuevamente el ligamento al hueso – en vez de reconstruirlo totalmente, como en el caso de la operación Tommy John- no eran muy efectivas. Según un estudio de 1992 basado en todas las operaciones de reparación hechas por el doctor Frank Jobe, el inventor de la Tommy John, apenas siete de 14 pacientes a los que se les reparó el ligamento dañado volvieron a lanzar. Y apenas dos de esos siete regresaron a las Grandes Ligas.

En contraste, el 86% de quienes se someten a la Tommy John regresan al nivel de competición más alto que habían alcanzado antes de la operación. En la reconstrucción, el ligamento dañado es removido y reemplazado con un tendón del mismo paciente, tomado a la muñeca o la corva. Lo que demanda una recuperación tan larga es lo complejo del procedimiento. Debido al poco éxito de las reparaciones del ligamento colateral cubital, todos los pacientes con algún daño en dicho ligamento terminan recibiendo la operación Tommy John sin importar el grado del daño. Hasta ahora.

“El espectro de lo que vemos cuando cortamos para observar el ligamento es muy amplio”, dijo el doctor Jeff Dugas del American Sports Medicine Institute en Birmingham, Alabama. “En algunos casos piensas, ‘Dios, esta lesión no es tan grave y el tejido del ligamento está bien, apesta que esta pequeñísima lesión esté causando este problema’. Pero en otros lo que piensas es que no sabes cómo estaba lanzando así. Y obviamente hay una cantidad de casos en el medio. El soporte interno, en realidad, fue creado para todas esas lesiones menores, pues hasta ahora teníamos un solo martillo para la cantidad de clavos distintos que estábamos viendo”.

Basado en la técnica para reparar el ligamento colateral cubital desarrollada por el doctor Felix Savoie de Tulane University, e incorporando el método del soporte interno creado por Mackay, Dugas creó un procedimiento que se puede utilizar para reparar el ligamento colateral cubital. Sin embargo, Dugas apunta rápidamente que no es algo mágico y que no se puede usar en todas los casos. El procedimiento funciona bien en aquellos casos en los que el ligamento se desprende del hueso, pero no en aquellos donde se rompe por la mitad.

Dugas hizo su primera reparación del ligamento colateral cubital con el procedimiento del soporte interno en agosto de 2013 y desde entonces ha practicado unos 160. El tiempo promedio de recuperación es de seis a siete meses, y debido a que el soporte interno trabaja como una especie de respaldo para el ligamento, el pitcher puede empezar a moverse y a rehabilitarse mucho más rápido que con una reconstrucción tradicional. De acuerdo con Kevin Wilk, coordinador de rehabilitaciones en ASMI, la recuperación se acelera muchísimo después del primer mes. Por ejemplo, se puede comenzar un programa de lanzamientos a los tres meses, en vez de a los seis.

Hasta los momentos, Maness es el único lanzador en las Grandes Ligas cuyo ligamento colateral cubital fue reparado con SutureTape, básicamente porque para el momento en el que un lanzador llega a las Grandes Ligas y sufre una rotura en dicho ligamento, éste ya está demasiado dañado para una reparación primaria y debe ser reconstruido.

Sin embargo, Maness no es el único pelotero en el campo con SutureTape en su cuerpo. El doctor Steven Shin, un cirujano de la mano en la clínica Kerlan-Jobe Orthopaedic Clinic en Los Ángeles ha estado reparando ligamentos en el dedo con SutureTape y el soporte interno por muchos años. En mayo pasado, lo usó en el pulgar izquierdo del campocorto de los Angelinos Andrelton Simmons, también con buenos resultados y una vuelta más rápida que la cirugía tradicional.

“El tiempo para regresar, dependiendo del deporte, la posición y qué tanto usas esa mano, es de dos a tres meses. “Seis a ocho semanas ya es algo muy rápido. Logramos que Simmons se fuese a su asignación de rehabilitación en cuatro semanas. Cada día, cada juego importa muchísimo para estos muchachos y sus equipos. Así que ser capaz de ahorrarles un mes es muy importante”.

Y hace pocos días, Shin reparó el pulgar izquierdo de Mike Trout usando el mismo método. Debería estar de vuelta más o menos en el mismo tiempo que le tomó a Simmons, su compañero de equipo en los Angelinos.

Aunque Maness es un pionero, Dugas prefiere no bautizar a su procedimiento como la nueva operación Tommy John. Y apunta que es una operación muy nueva para estar seguros de que será exitosa a largo plazo.

“Tenemos mucha más experiencia con la operación Tommy John, que es una gran operación y con la cual se han conseguido grandes resultados, además de estar probada en las Grandes Ligas”, dijo Dugas. “He sido muy estricto con el tipo de pacientes a los que les practicaría esta nueva operación. Yo no pienso que esta operación vaya a reemplazar a la Tommy John, y tampoco pienso que debería hacerlo”.

Las Mayores

Deja tu comentario!

Escribe tu comentario, o un trackback desde tu sitio web. También puedes suscribirte a los comentarios vía RSS.

Lo que comentes aquí es de tu exclusiva responsabilidad. Por favor, mantente dentro del contexto del artículo y no incluyas comentarios xenófobos, racistas o difamatorios. De lo contrario serás inhabilitado para volver a comentar.

Puedes usar las siguientes etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este blog es compatible con Gravatar. Obtén tu avatar reconocido globalmente registrándote en Gravatar.