Inicio » Béisbol, Fuera de Juego

Los revendedores mandan (fotos)

4 enero 2011 584 lecturas 3 Comentarios

“Ajá mijo no te vayáis pa’llá que no váis a encontrar las entradas buenas, la mantequilla la tengo yo papi. ¿Qué queréis VIP o Sillas? Te dejo las numeradas en 200 y las VIP en 260 y eso porque sóis vos y me cáeis bien”. Así me recibió en el estacionamiento del Luis Aparicio un revendedor cuando fui a constatar todo lo que me decían mis amigos sobre la reventa de entradas para los juegos de las Águilas.

Sigo caminando y los revendedores me caen encima. Es un enjambre. Todos tienen los mismos precios, pero distintas secciones. Una señora, de unos 60 años, me ofrece laterales: “Flaco yo tengo laterales, si no tenéis cobres te las dejo en 80 Bs, no te dejo morir”.

Logro escapar de los acaparadores y me adentro a la cola, quiero sacar fotos, pero me gritan pensando que me quiero colar, saco un carnet de prensa y me perdonan la vida, otros aprovechan para desahogarse conmigo.

“Coño chamo estoy aquí desde la 5:30 am (ya eran las 10:30 am), y todavía tengo como a 100 por delante, la cola no camina, la policía no ayuda y los revendedores tienen las entradas, a lo mejor llego y no hay sillas. Esto es un desastre, la taquilla la abrieron apenas a las 9:30 am”, me comentó Luis Azuaje, de 28 años, con cara de resignación.

Mientras saco fotos algunos elementos de la seguridad del estadio adelantan personas, la gente grita y protesta mientras Polimaracaibo se hace de la vista gorda, unos comen cepilla’os y otros envían mensajes de texto.

Un hombre, escondido entre la multitud, grita: “Policía mardito soltá el telefonito ponéte a trabajar sucio”, el efectivo sonríe y guarda su celular, pero sigue sin moverse del lugar.

Al rato llega una señora con una camiseta y gorra de las Águilas dice que es funcionario, al parecer es verdad pues pasa como Pedro por su casa, mientras cola a tres tipos, otra vez los gritos, la gente protesta, pero nuevamente nadie hace nada. La señora asegura que llegó a poner orden que se calmen que ya comprarán su entrada.

Mientras camino hacia el carro un tipo me dice: “Chamo pasá por la oficina (me señala una mesa de teléfonos “pegáitos” y un carrito de cepilla’os, ahí encontráis lo que queráis, pedí sin compromiso”. Le pido numeradas sección 22, y efectivamente sale corriendo y llega con ellas después de unos 10 minutos, me las ofrece en 200, le digo que están muy caras, él intenta persuadirme, pero sólo quería ver si era verdad que las conseguía así de fácil.

Los revendedores especulan libremente, no hay nadie quien los pare, la fanaticada sigue fiel, no le importa el sol, ni las largas colas, ni mucho menos esperar más de cinco horas para comprar una entrada. Otros que tienen más poder adquisitivo pagan el doble del precio original de la entrada. La policía lo ve todo pero no hace nada, en la gerencia aguilucha se hacen los locos, total lo importante es vender. En fin, es una sociedad de cómplices.

“Precios oficiales” de la reventa

  • VIP de 120 a 260 BsF
  • Palco de terrenos de 120 a 250 BsF
  • Sillas Abajo y Arriba de 75/95 a 200 a BsF
  • Laterales de 40 a 90 BsF
  • Gradas de 20 a 50 BsF

Por: Gabriel “Gabo” Chávez

Twitter: @GaboChavez

3 Comentarios »

  • Joel dijo:

    Qué demonios! Esto es para rendirse,luchar porque este país mejore es imposible.

  • Angela Finol dijo:

    Buenisimo esto Gabriel pero nadie hace nada para pararlo :s mi primo es marañero y me dijo que lo llamaron los panas y le dijeron ni se te ocurra ir a revender entradas en el estadio porque se los estan llevando y los policias les quitan las entradas y las regalan y perdeis los cobres :s ya estan avisados queda de nuestra parte no seguirles el juego, no comprarles asi no tienen a quien venderselas, aunque algunas son falsas y ellos no pierden nada :s

  • Edgar N. Mendoza P. dijo:

    Yo fui a las 4am y cuando llegue a había gente en la cola, y evidentemente una gran cantidad eran los revendedores de siempre… Eran pocos policías para la cantidad de gente, los revendedores con el mayor descaro se comentaban entre ellos cosas como “Solo traje 1500, y tu cuanto tienes” Se inventaron un improvisado sistema de exigir la cédula de identidad en la taquilla, pues ya estaban preparados, tenían gente a lado de la cola y les pedían su documento de identidad para con varias cédulas llegar a la taquilla y comprar un buen numero de entradas, lo otro es que enviaban una persona a “cuidar y apartar” los puestos en la cola y a golpe de 9am se aparecían los mismos revendedores de siempre. Los policías compraban las que querían y cuando querían, la gente exigió a los policías que por favor evitaran el descaro, y ante esta petición se les ocurrió la “solución” ¿Cual? habilitar una taquilla para los policías (Todos lo que estábamos en la cola vimos, PoliMaracaibo, PoliSur y Policia Regional) comprar varias veces en la taquilla, dejando solo 3 taquillas para el resto de las personas… Otra, las divisiones metálicas previas a la taquilla no sirven de nada, porque en medio pasan las personas sin ningún problema. Y la señora que mencionan en el párrafo ciertamente es un Inspector y fue la que meeeeeedio trajo el orden en medio de ese gran caos…

Deja tu comentario!

Escribe tu comentario, o un trackback desde tu sitio web. También puedes suscribirte a los comentarios vía RSS.

Lo que comentes aquí es de tu exclusiva responsabilidad. Por favor, mantente dentro del contexto del artículo y no incluyas comentarios xenófobos, racistas o difamatorios. De lo contrario serás inhabilitado para volver a comentar.

Puedes usar las siguientes etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este blog es compatible con Gravatar. Obtén tu avatar reconocido globalmente registrándote en Gravatar.